La importancia de los colores en nuestra vida.

Los colores son un elemento importante. En ocasiones olvidamos la repercusión e influencia que provocan en el entorno y nuestro estado de ánimo. Por ejemplo, los colores son usados por las empresas para atraer gente, vender más, llamar la atención sobre algún producto e inclusive para dominar. Así como el lenguaje corporal envía mensajes y vibraciones, los colores también tienen ese poder. Son utilizados como herramienta, pues transmiten frecuencias energéticas y elevan el autoestima. Puedes vestir o usar objetos que provoquen un mejor ánimo, pintar las paredes de tu casa u oficina para crear un espacio de luz, calma y tranquilidad. · Si te sientes cansado, rechazado o triste intenta vestir de rojo, este color provoca asertividad, fuerza y equilibrio. · Si estás frustrado, enfermo o enojado el verde te hará sentir armonía y paz. · Para combatir el letargo o la melancolía, el color naranja alimentará tu entusiasmo, este color también estimula el apetito y la conversación. · Si te circunda un ambiente problemático, el rosa es una buena opción para tranquilizarte, además promueve el afecto. · Si hay mucho estrés en tu vida, el color violeta produce un efecto de calma y te acerca a lo místico. · El color azul relaja y refresca, así que si estás nervioso, vestirte de este color o pintar una pared de tu cuarto será de gran ayuda. · Para la depresión, la frustración y la soledad, el color amarillo aumenta tu energía. · El color negro da autoridad e independencia, así que si te sientes vulnerable o sensible vístete de este tono. Si bien es cierto que no se pueden resolver los problemas de la vida cotidiana con el simple hecho de vestirse de colores, como si fuera una varita mágica, sí considero importante que al menos sepamos lo que significa y conozcamos las repercusiones que provocan en nuestros sentidos. Lo más importante es que estemos conscientes de las sensaciones y circunstancias que nos rodean, que aprendamos a analizar y comprender que somos los únicos que podemos cambiar nuestro entorno con acciones, con pensamientos, con actos bondadosos y que los colores pueden contribuir a que se mejore el ambiente y vibremos con una energía más elevada para atraer cosas lindas y positivas. Y como dijo Audrey Hepburn: “Pienso en rosa. Creo que reírse es la mejor manera de quemar calorías. Creo en los besos, en besar mucho. Creo en ser fuerte cuando todo parece ir mal. Y creo que las chicas felices son las más bellas. Creo que mañana es otro día y creo en los milagros”.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Poema.

La importancia de seguir tu instinto.

Filosofando.